Tres cosas que no sabías sobre la radiación

Estos días la radiación se está volviendo un tema más que relevante, y es importante estar informado y saber a lo que nos enfrentamos, al menos de manera básica.

Nuclear*Imagen: Nuclear Reflective

He leído algunos artículos estas semanas y he llegado a una conclusión: Los mortales y ciudadanos de a pie no tenemos ni idea sobre qué es la radiación o qué conocemos de ella. Aquí os dejo tres datos interesantes que, al menos en mi caso, no conocía.

Siento no poder citar la fuente, pero lo he extraído de uno o dos artículos cuyos enlaces no recuerdo.

  1. La radiación es acumulativa, puedes ir acumulando niveles de radiación a lo largo de toda tu vida.
  2. Está demostrado que hay un aumento de casos de cáncer relacionados con exposiciones más altas a la radiación.
  3. Los niveles de radiación realmente perjudiciales no están del todo claros, ni tampoco hasta qué punto. Se sabe cuándo pueden empezar a mostrarse síntomas inmediatos, cuando puede producir la muerte… Pero no está claro en qué puntos puede afectar en la aceleración o provocación de aparición de enfermedades a largo plazo.

La realidad es bastante preocupante. Aunque se conoce bastante sobre la radiación… ¿Cuánto realmente no sabemos sobre ella? No hay límites claros establecidos sobre cuándo, realmente, puede comenzar a ser perjudicial, ni tampoco hasta qué punto. Creo que hoy en día pecamos de confiar demasiado en lo que conocemos, pero no nos paramos a pensar en lo que desconocemos y cómo puede estar repercutiendo en los seres humanos y la vida del planeta. ¿La ciencia y la raza humana debería ser más prudente?

Otro dato curioso es que los plátanos también contienen radiación, debidos a su riqueza en potasio. Esto me lleva a una conclusión que refleja lo mucho que desconocemos sobre la radiación: Obviamente, comer plátanos no es malo, con lo cual extraigo que, de alguna manera, la radiación obtenida por medios naturales como puede ser la ingesta de plátanos no es equiparable a la radiación provocada por el hombre, que se obtiene alterando productos químicamente de maneras antinaturales y por ese motivo, quizá sean perjudiciales. Otra opción podría ser que la radiación, como otros elementos de la naturaleza, sólo sea perjudicial a niveles excesivos, como por ejemplo si te comieses 300 plátanos al día durante un mes, algo obviamente imposible como bien sabe la naturaleza.

Sea como sea, esperemos que la raza humana sea capaz de abandonar el abuso de la energía nuclear y otros recursos como el petróleo que tanto están perjudicando a nuestro planeta, y se comience a explotar la obtención de energía de manera más saludable.

Eso sí, la conclusión de todo esto está más que clara: Si no quieres que salten las alarmas de los sensores de radiación de aduanas en EEUU, no lleves plátanos en tu maleta :P

9 comentarios to “Tres cosas que no sabías sobre la radiación”

  1. Anónimo at #
  2. Anónimo at #
  3. Anónimo at #
  4. Anónimo at #
  5. Anónimo at #
  6. Anónimo at #
  7. Anónimo at #
  8. Anónimo at #
  9. Anónimo at #
  10. Anónimo at #
  11. Anónimo at #
  12. Anónimo at #
  13. Anónimo at #

Deja un comentario